Radiografía oficial de la elección mexiquense

José Sobrevilla
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.     @PPSobrevilla 

Mucho se ha escrito, poco se ha demostrado. Estudios van, análisis vienen y nada cambia. A estas alturas la decisión del Instituto Nacional Electoral, INE, pese a las peticiones de organizaciones civiles para limpiar la elección, resulta inamovible. “Una mancha más al tigre” para una reputación que nada reditúa en tiempos de austeridad. Pero, ¿cómo se llevó a cabo la organización de las elecciones dentro del Partido Revolucionario Institucional? La respuesta la dio al Grupo María Cristina el especialista Yuri Serbolov, creador de La Carpeta Púrpura, ante los contertulios que coordina desde hace 15 años el columnista Eduardo Ibarra Aguirre.

La consolidación de estructuras y base de datos del Partido Revolucionario Institucional (PRI), señala Yuri Serbolov con base en un documento oficial (Reporte Estado de México 2017), la integraron 1 millón 668 mil 211 registros positivos contra 1 millón 459 mil 47 de registros negativos. La estructura la conformaron 20 coordinadores regionales; 136 municipales; 750 coordinadores territoriales; 7 mil 632 comisionados de sección; y 70 mil coordinadores de cuadrante. La coordinación de enlace institucional estuvo integrada por una mesa estatal; mesas regionales; mesas municipales; y mesas de sección (5 mil 77 de 6 mil 459).

Así, la fuerza del PRI en redes sociales estuvo compuesta por 3 mil 200 usuarios registrados, con mil 668 totales activos, misma cantidad que estuvieron vinculados a Facebook, y 579 a Twitter. Dentro de los usuarios del grupo de activismo que enviaron whatsapp solicitando “formar parte de la Fuerza PRI”, hubo al menos 2 mil 200; mientras que los usuarios de activismo activo en Fuerza PRI fueron 680. Cabe hacer notar que dentro de la Fuerza PRI estuvieron principalmente usuarios de la Secretaría de Organización, Mujeres y Acción Electoral, siendo los primeros los más activos.

La estrategia el pasado 5 de mayo (2017) para asegurar el registro fue lograr el 100% de comisionados en Fuerza PRI; o bien, objetivo secundario, alcanzar el 50% mediante el método de llamado vía call center a los 7 mil activistas, tomando como prioridad los 2 mil 200 que enviaron mensaje para sumarse a Fuerza PRI. Se hicieron 6 mil 380 llamadas para lograr registro de activistas no activos. 7 mil llamadas efectivas para seguimiento a registro de cuadrantes.

La estrategia para sumar personas que no pertenecen a una estructura formal a la plataforma Fuerza PRI consistió en publicar en redes sociales del partido, pautar en Facebook a personas del segmento híper priista; y enviar emailing a personas afines.

Aprendiendo de los errores

En las elecciones estatales de 2016, se pudo constatar que en las nueve entidades donde participó cada Comité Directivo Estatal del PRI, CDE, los programas de activismo alcanzaron las metas numéricas de promoción y movilización. Las encuestas de salida el día de la jornada electoral, parecía que darían los resultados esperados; sin embargo, el anonimato de la urna determinó la diferencia y se perdieron siete elecciones de las 12 a las que concurrieron, la lección: el cuestionamiento de las instituciones, y que el mentir fue parte del comportamiento antisistémico.

En la elección donde presuntamente triunfó Alfredo del Mazo Maza, la estrategia “Pie a tierra” consistió en cinco pasos: el primero “Verificación” (17 al 30 de abril), con tres apartados, 1) consistencia (-30%), 2) afinidad (a favor o en contra del PRI) humor social, y 3) cobertura. El segundo fue “enrolamiento” donde mediante un tríptico dan a conocer la oferta política: ¿Por qué queremos gobernar? Donde, dentro de la plataforma electoral que entrará en operación con el nuevo gobierno sin suprimir los anteriores programas, ofreciendo: 1. Salario rosa, 2. Beca de transporte. 3. Adultos mayores.  4. “Fidelizar” (del 1 al 7 de mayo) donde lanzan la tarjeta “Con todo”.

La cuarta fase de la estrategia fue “El que promueve, mueve” consistente en instalación de mesas el 30 de abril, distribución (30 de mayo), plan de sección (14 de mayo); simulacro (21 de mayo) y operación día “D” 4 de junio; y cinco, “Movilización direccionada” Triunfo, consistente en el intercambio de cuadernillos con dos cortes: uno a las 11 am y el otro a las 13 horas.

Dentro de las acciones de propaganda, el responsable fue Raymundo Martínez, y su tarea fue medir los avances en la distribución de las tarjetas verde, roja y rosa, tanto en cantidad, método de entrega y destinatarios. De la tarjeta “Con todo” roja, se asignaron 5.000,000; la del “Salario rosa”, 4.400,000 y de “La verde”, se asignaron únicamente 500,000.

Según se desprende de la información proporcionada al Grupo María Cristina por el especialista Yuri Serbolov, del cual forma parte, dentro de la acción electoral, participaron 6 mil 53 secciones electorales de las 6 mil 459 con excepción de las 162 correspondientes a Chimalhuacán; 226 de Ixtapaluca y 18 donde no se instalan casillas. También hubo acción electoral en 17 mil 406 mesas directivas de casilla de las 18 mil 605 a instalar. En 123 municipios con excepción de Chimalhuacán e Ixtapaluca. Participaron: 40 mil 640 integrantes de la Estructura.

Colaboraron también 290 integrantes de la Secretaría, y durante la operación, se tuvieron incidentes como el robo del que fue objeto la suplente –de la representación general– Josefina Vázquez Hernández en los Reyes la Paz, que cubría la ruta 18 a las 7:30 de la mañana donde le despojaron de su celular, documentación del simulacro y utilitarios (Carpeta de investigación provisional NEZ/REY/I/22/17/05). En Naucalpan se suscitaron dos asaltos en los que despojaron de sus celulares y pertenencias a dos representantes generales y dos de casilla que se encontraban tomándose la foto en la sección 2968 de la colonia Ahuixotla, Naucalpan; así como a dos representantes generales y dos de casilla en la sección 2989, de las rutas 1 y 8, ambas del Distrito XXX de Naucalpan.

Del universo de 7 mil 466 comisionados seccionales en campo, señala el documento oficial del PRI, se acreditaron 7 mil 270 con casa “D”; y fue imposible acreditar 15 casas “D” en zonas militares y algunas zonas residenciales. En los casos de los municipios de Ixtapaluca y Chimalhuacán se reportó el seguimiento de un operativo especial para la movilización; sin embargo, sí acreditaron direcciones de casas “D” y aceptaron contestar las llamadas del operativo. Finalmente, en el caso de municipio de Texcoco el simulacro alcanzó su consolidación la mañana del domingo, ya que fueron convocados a Toluca, la capital del estado de México.