Alergia a los mariscos

Abigail Bello Gallardo
draabg170568mail.com    Facebook: Abigail Bello Gallardo    Twitter: Abigail Bello Gallardo

Xalapa, Veracruz. La alergia a los mariscos es una respuesta anormal del sistema inmunitario (de defensa) del cuerpo a las proteínas presentes en algunos animales marinos. Los mariscos son los animales marinos con concha, como camarones, cangrejos, ostras y langostas, además de pulpos, calamares y vieiras (Consultar en: https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/shellfish-allergy/symptoms-causes/syc-20377503).

Las reacciones abarcan desde síntomas leves (como ronchas, inflamación y nariz congestionada) hasta graves e incluso potencialmente mortales.

En México, se estima que el 5% de los mexicanos son alérgicos a los mariscos y al pescado, especialmente al camarón y la langosta. Una vez que se tiene la alergia, se quedará para toda la vida (Revisar: https://www.informador.mx/Jalisco/Mariscos-y-pescado-entre-las-principales-alergias-alimentarias-20100307-0230.html).

Dos de cada 10 niños, tienen una alergia alimentaria, entre ellas a mariscos (Leer: https://www.informador.mx/Mexico/Dos-de-cada-10-ninos-con-alergia-alimentaria-20130513-0215.html).

En caso de un niño alérgico, los médicos deben de analizar si los padres tienen algún tipo de alergia, como asma, rinitis o dermatitis, para identificar si la alergia del niño es heredada.

Tipos de mariscos

Existen varios tipos de mariscos y cada uno contiene proteínas diferentes:

* Los crustáceos son el cangrejo, la langosta, el cangrejo de río, el camarón y el langostino.

* Los moluscos comprenden el calamar, el caracol, el pulpo, la almeja, la ostra y la vieira.

* Algunas personas son alérgicas a un solo tipo de marisco y pueden comer otros. * Otras personas alérgicas a los mariscos deben evitarlos todos.

Factores de riesgo

Las personas tienen un riesgo mayor de desarrollar alergia a los mariscos si las alergias de cualquier tipo son frecuentes en su familia.

          Aunque las personas de cualquier edad pueden padecer alergia a los mariscos, es más frecuente en adultos.

          Entre adultos, la alergia a los mariscos es más frecuente en las mujeres.

          Entre niños, la alergia a los mariscos es más frecuente en los varones.

Síntomas

Los síntomas de alergia a los mariscos se manifiestan, generalmente, entre unos minutos y una hora después de comer mariscos.

Estos pueden incluir los siguientes:

* Urticaria, picazón o eccema (dermatitis atópica).

* Hinchazón de los labios, la cara, la lengua y la garganta u otras partes del cuerpo.

* Silbido al respirar, congestión nasal o dificultad para respirar.

* Dolor abdominal, diarrea, náuseas o vómitos.

* Hormigueo en la boca.

* Mareos, aturdimiento o desmayo.

Las alergias pueden provocar una reacción grave y potencialmente mortal, conocida como anafilaxia.

Los signos y síntomas de la anafilaxia son los siguientes:

* Hinchazón de la garganta o un bulto en la garganta (constricción de las vías respiratorias) que dificulta la respiración.

* Choque con fuerte caída de la presión arterial.

* Pulso acelerado.

* Mareos, aturdimiento o pérdida del conocimiento.

Cuando se tiene alergia a los mariscos, es posible que tenga un riesgo alto de anafilaxia si el paciente:

* Tiene asma.

* Tiene reacciones alérgicas a cantidades muy pequeñas de mariscos (sensibilidad extrema).

* Tiene antecedentes de anafilaxia provocada por otros alimentos.

Tratamiento

Una reacción anafiláctica a los mariscos o a cualquier otra cosa es una urgencia médica calificada que requiere tratamiento con una inyección de epinefrina (adrenalina) y un traslado a la sala de urgencias.

Si tiene riesgo de sufrir una reacción alérgica grave a los mariscos, debe llevar siempre contigo epinefrina inyectable (EpiPen, Auvi-Q, entre otros).

El médico adecuado para diagnosticar y tratar la alergia a los mariscos es el especialista en inmunología y alergias en adultos y en niños el especialista en inmunología y alergología pediátrica.

Prevención

Si el paciente es alérgico a los mariscos, la única forma de evitar una reacción alérgica es evitar los mariscos y los productos que los contengan. Incluso cantidades muy pequeñas de mariscos pueden causar una reacción muy grave en algunas personas.

Evitar los mariscos

Tenga cuidado cuando coma afuera. Cuando coma en un restaurante, siempre asegúrese de que la sartén, el aceite o los utensilios que se hayan usado para los mariscos no se usen para preparar otros alimentos, lo cual podría generar contaminación cruzada. Quizás deba evitar comer en marisquerías, donde hay un alto riesgo de contaminación cruzada.

Lea cuidadosamente las etiquetas de los alimentos.

La contaminación cruzada puede ocurrir en tiendas donde otros alimentos se procesan o exhiben cerca de los mariscos, o durante su fabricación.

Es poco frecuente que los mariscos sean un ingrediente oculto, pero pueden encontrarse en el caldo de pescado o en los saborizantes a base de mariscos. Las compañías deben etiquetar cualquier producto que contenga mariscos u otros alimentos que generalmente causan reacciones alérgicas, pero la reglamentación no se aplica a los moluscos, como almejas, ostras y vieiras.

Mantenga la distancia. Es posible que necesite evitar por completo los lugares donde se preparan o procesan mariscos. Algunas personas reaccionan después de tocar mariscos o inhalar el vapor de la cocción de mariscos.

Considere usar un brazalete o un collar de alerta médica para que los demás sepan que tiene una alergia alimentaria.

--------------------

Como siempre insisto en la imperiosa necesidad de que las instituciones de salud federales, estatales y municipales informen a la población de manera sencilla, breve y frecuente acerca de las enfermedades, y cómo prevenirlas o controlarlas, a través de todos los medios de comunicación masivos; además de promover políticas públicas adecuadas para lograr la eficiente prevención y control de las enfermedades o de sus complicaciones.